La pared pizarrón es una muy buena idea no solo porque resuelve el problema de tener que pintar las paredes cada vez que a los chicos se les ocurre dibujar en ellas, sino que también le da a la habitación mucha vida y diversión.

Es una idea muy sencilla y económica para llevar a cabo. Simplemente necesitamos pintura negra de pizarra, papel de lija, cinta de papel para enmascarar, un pincel y un pincel de rodillo.

Lo primero que tenemos que hacer antes de empezar, es cubrir el piso con papel corrugado o nylon para después no tener que luchar sacando las manchas del piso. Una vez terminada esta tarea lo que debemos hacer es pasar una lija fina sobre la superficie que vamos a pintar, si las imperfecciones de la pared fueran muy notorias lo que debemos hacer es taparlas con un poco de enduido y luego volver a lijar hasta dejar una superficie lisa. Antes de ponernos a pasar la primera mano de pintura lo que debemos hacer es colocar la cinta de enmascarar de modo de delimitar claramente con una línea bien recta la superficie a pintar. Aplicamos dos manos de pintura para pizarra dejando entre mano y mano al menos 4 horas para procurar que se seque correctamente.

Al terminar esta última tarea….Listo! ya tenemos nuestra pared pizarrón lista para que los chicos se diviertan y dejen volar su imaginación.

Fotos (Via: Web de la casa, Perrymichelle, Zillow, Ohdeedoh)

3 Comments

  1. Emiliano on the 27 mayo, 2010 remarked #

    Hola, me encantó esta idea para no tener que estar limpiando las paredes todo el tiempo y al mismo tiempo darle rienda suelta a la creatividad de mis chicos.
    Felicitaciones por la nota!

  2. andrea on the 13 marzo, 2011 remarked #

    me encantó

Leave a Comment